• u
    • REGÍSTRATE AQUÍ
  • INICIAR SESIÓN

Efecto de diferentes densidades nutricionales con y sin alimentación controlada en la productividad de la gallina Bovans White

  • Q
  • Abril 02, 2018
  • G
  • 1117
  • 0
  • j
  • 0
i

Leyva DAAa*, Fuente MBa, Balderas GAa, Rosales MEb, Ávila GEa
aCentro de Enseñanza Investigación y Extensión en Producción Avícola-FMVZ-UNAM, bAsesor en zootecnia.


Introducción


Considerando que la alimentación de las gallinas de postura representa el 67% de los costos de producción, los incrementos constantes de las materias primas para la elaboración de alimento y pensando que sus necesidades nutricionales están sobre estimadas, cualquier ajuste tanto en la forma de alimentarlas como en la disminución de nutrientes para optimizar el comportamiento productivo de la gallina se verá reflejado en un ahorro en el costo de la alimentación por lo que se planteó el presente trabajo con el objeto de evaluar el efecto de dos densidades nutricionales con y sin alimentación controlada sobre el comportamiento productivo de gallinas Bovans White de primer ciclo.

 

Materiales y Métodos

 

El trabajo se realizó en el Centro de Enseñanza, Investigación y Extensión en Producción Avícola (C.E.I.E.P.A.) de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Nacional Autónoma de México; localizada en la calle de Manuel M. López S/N en la Colonia Santiago Zapotitlán de la Delegación Tláhuac, Ciudad de México. Se encuentra a una altitud de 2240 msnm entre los paralelos 19°17ʼ latitud Norte y los meridianos 99º 02ʼ longitud oeste(1).


Todos los procedimientos de manejo de las aves cumplieron con los requisitos señalados por el comité institucional para el cuidado y uso de animales experimentales (CICUA-FMVZ-UNAM con base a la norma oficial mexicana NOM-062-ZOO-1999).


Se utilizaron 432 gallinas de postura, de la línea Bovans White de 83 semanas de edad y 64 semanas en producción, con un peso promedio inicial de 1827.8 ± 82.3g, alojadas en una caseta de ambiente natural con jaulas tipo California de dos niveles con una distribución piramidal (450 cm2 por ave), con bebederos de copa por cada dos jaulas y un comedero tipo canaleta (13.3 cm/ave).


Las aves se distribuyeron en un diseño completamente al azar con un arreglo factorial 2x2 el primer factor fue el tipo de dieta (una dieta normal que cubrió las necesidades nutricionales de acuerdo al manual de la estirpe, y una dieta con disminución en nutrientes) y el segundo factor fue el tipo de alimentación (ad libitum y consumo controlado diariamente) cada tratamiento contó con 9 repeticiones de 12 aves cada una (3 aves por jaula). Se les proporcionó un fotoperíodo de 16 hrs de luz por día. El agua se ofreció a libre acceso durante todo el experimento.


Se formuló una dieta con base en sorgo + pasta de soya, con 15.12% de PC, 2820 kcal/kg de EM y 0.77% lisina digestible, (dieta normal) y se formuló otra dieta con base en sorgo + pasta de soya, isocalórica reducida en proteína y lisina digestible, con 15% de PC y 0.71% lisina digestible (dieta baja) los demás nutrientes fueron acorde a las necesidades nutricionales de la gallina Bovans White y a la fase de producción(2) (Cuadro 1).



Los tratamientos experimentales, consistieron como se señala a continuación:


Tratamiento 1.- Dieta normal, alimentación ad libitum.

Tratamiento 2.- Dieta baja en nutrientes, con alimentación ad libitum.

Tratamiento 3.- Dieta normal, con alimentación controlada (101g).

Tratamiento 4.- Dieta baja en nutrientes, con alimentación controlada (101g).


Durante los 70 días de experimentación se llevaron registros semanales de porcentaje de postura, consumo de alimento ave d-1 (g), peso promedio de huevo ave d-1 (g), masa de huevo ave d-1, conversión alimentaria (kg:kg), porcentaje de huevo roto, sucio y en fárfara (sin cascarón).  


Al inicio y final del experimento se pesaron 144 gallinas del total de la población (16 gallinas por tratamiento) mediante un muestreo aleatorio sin remplazo(8) para determinar ganancia o pérdida de peso.


Finalizando el experimento se evaluó la calidad interna de huevo (4 huevos por réplica) con un equipo de marca TSS y la coloración de la yema con un colorimetro marca TSS QCC Yolk Colour con transformaciones a valores absolutos de abanico de DSM.


A los datos obtenidos de las variables antes mencionadas, se les realizó un análisis con forme al diseño experimental empleado, y la comparación múltiple de medias después de que el ANDEVA detecto diferencias, se realizó mediante la prueba de Tukey con una p<0.05, con el paquete computacional SPSS ver. 17.


Resultados


En los resultados obtenidos en 70 días de experimentación sobre el comportamiento productivo de la gallina Bovans White a través del tiempo se observa que el porcentaje de postura disminuyó a lo largo de las semanas de experimentación de 89.6% a 81.5% (p<0.01), afectando a la masa de huevo, iniciando con 58.2g y presentando una disminución en 4.7g durante el período de experimentación (p<0.01); aumentando  el índice de conversión alimentaria de 1.845 a 2.016 (p<0.01). En el caso del peso de huevo (64.8g), consumo de alimento ave d-1 (106.7g), porcentaje de huevo roto (5.96%) y huevo sin cascarón (3.94%), no influyo el tiempo sobre estas variables (p>0.05).


La respuesta productiva promedio de las gallinas Bovans White al ser alimentadas con dietas de normal y baja densidad, con alimentación ad libitum y controlada, se muestran en el Cuadro 2. En el tipo de alimentación ad libitum o controlada, se encontró en peso de huevo una disminución de un gramo en la dieta donde la alimentación era controlada (64.3g) con respecto a la dieta ad libitum (65.3g) (p<0.05). El consumo de alimento fue menor en 10g por ave/día en la dieta controlada (101g) con respecto a la dieta ad libitum (111g) (p<0.05). Por consecuencia el índice de conversión que es una relación entre el alimento y el peso del huevo disminuyó, mejorando en la dieta controlada respecto a la dieta ad libitum (1.853 vs 1.974 kg:kg respectivamente) (p<0.05). El costo de producción de un kilogramo de huevo por concepto de alimentación para la dieta controlada $8.96 y la dieta ad libitum $9.54, lo que representó en un ahorro de $0.58 por kilogramo de huevo en la dieta controlada. La respuesta a la masa de huevo ave día-1 con alimentación ad libitum y controlada, disminuyó en la dieta controlada (55.2g) en 1.5g con respecto a la alimentación ad libitum (56.7g) (p<0.05).


Las variables porcentaje de postura, porcentaje de huevo roto, sucio y en fárfara, no fueron afectadas por el tipo de alimentación (p>0.05). La respuesta productiva de la gallina Bovans White en cuanto al tipo de dieta normal o de baja densidad (Cuadro 3) no se vio afectada (p>0.05).


No se encontró interacción entre el tipo de alimentación (controlada o ad libitum) ni al tipo de dieta (normal o baja densidad) en los parámetros productivos ni en porcentaje de huevo roto y sucio (p>0.05).


Se encontró una tendencia a disminuir el porcentaje de huevo sin cascarón (p=0.053) en la dieta de baja densidad con alimentación controlada (2.72%) con respecto a la dieta ad libitum y de baja densidad (5.26%). Las dietas de alta densidad con alimentación ad libitum y controlada, fueron muy similares (3.52% vs 4.26% respectivamente).


 

 

Los resultados obtenidos en la calidad de huevo al final del experimento se muestran en el Cuadro 3. Para el tipo de alimentación el grosor de cascarón, color de la yema y unidades Haugh no fueron afectados por el tipo de dieta o la forma de alimentar a las aves (p>0.05).



Los resultados obtenidos para el cambio de peso durante los 70 días de experimentación se muestran en el Cuadro 4, donde se observa que todos los tratamientos perdieron peso de manera similar no se encontró un efecto entre el tipo de dieta o la forma de alimentar a la gallina (p>0.05).


 


Discusión


Hocking et al.(6) indicaron que los programas de restricción de alimento poco agresivos pueden mejorar los índices de bienestar y pueden ser compatibles con alta producción de huevos, efecto que se observó en la producción obtenida en esta prueba, que fue mayor (86.4%) a la tendencia mencionada en el manual de la estirpe (72.1%) (2).


Las aves en el presente estudio consumieron en promedio 301 kcal/ave, al realizar el cálculo que menciona el NRC(3) el consumo promedio resulto en 332 kcal/ave, y aplicando la fórmula de Rostagno et al.(12) se obtuvo un consumo promedio de 329 kcal/ave mientras que el manual de la estirpe señala una ingesta de 291 kcal/ave a las 80 semanas de edad(2). Al comparar los resultados obtenidos del presente estudio con los diferentes tipos de alimentación (controlada y ad libitum) y el tipo de dieta (normal y baja densidad), se encontró que los consumos de energía fueron similares a lo que menciona el NRC (3) y Rostagno et al.(12) (Cuadro 5) (p>0.05), al utilizar como parámetro el valor del manual de la estirpe(2) mediante una prueba de Z con los tipos de dieta y forma de alimentación, se encontró que las aves del presente estudio consumieron más kilocalorías de lo que menciona el manual de la estirpe a excepción de la alimentación controlada que fue menor a la que menciona el manual de la estirpe. Por lo que las necesidades energéticas que menciona el manual de la estirpe podrían estar sobreestimadas, debido a que las aves con alimentación controlada mostraron mayor producción que lo que menciona el manual.



 

 

Durante el estudio las aves perdieron peso. La mayor pérdida se observó en las aves con dieta de baja densidad y alimentación controlada, en promedio perdieron 72.5 g durante todo el estudio (p>0.05) (Cuadro 4).


Está pérdida no afectó ninguno de los parámetros productivos, debido a que las aves se encontraban 8% por encima del peso que menciona el manual de la estirpe, por lo que posiblemente las aves utilizaron sus reservas energéticas para compensar la disminución de la ingesta, la densidad del alimento y la variación de la temperatura, que oscilo entre 9.7 a 30 °C (11).


En este estudio el consumo de ácido linoleico tanto en la alimentación ad libitum (2.36%) como en la alimentación controlada (2.15%) fue superior a las recomendaciones del NRC(3) y Wu et al.(13) quienes mencionan que la necesidad de ácido linoleico no es mayor al 1.15% para aumentar tamaño de huevo, por lo que el efecto que pudo tener el ácido linoleico sobre el tamaño de huevo no se vio reflejado en ninguna de estos dos tipos de alimentación pudiendo ser atribuido a la ingesta de proteína y aminoácidos azufrados.


Fuente et al.(5), mencionan que el consumo de proteína mínimo debe de ser de 15% para tener una máxima producción, resultados que fueron confirmados en este experimento, en el cual se obtuvo como mínimo 15.4% de ingesta de proteína. El peso de huevo es muy sensible a la disminución de proteína y aminoácidos (11) este efecto se observó en la dieta controlada, estas aves consumieron en promedio 1.5g menos proteína que las gallinas que tenían una alimentación ad libitum. Al limitar proteína y aminoácidos tenemos como resultado un efecto benéfico para tamaño de huevo en aves viejas, ya que el huevo producido por estas es demasiado grande, además, los sistemas metabólicos de las aves alimentadas con proteína y aminoácidos ideales no trabajan tan duro para eliminar el exceso de nitrógeno, por lo que hay una mayor eficiencia de utilización de ambos nutrientes para la producción (11).


Por otro lado, la ingesta de lisina y aminoácidos azufrados fue menor en 5% para las gallinas con alimentación controlada en donde se ve la disminución de tamaño de huevo, con respecto a las de libertad (Cuadro 6), resultados similares a los obtenidos por Rama et al.(10) sin afectar la producción de huevo. Se calculó el consumo de lisina y de aminoácido azufrados por gallina durante la prueba. Se observa que hubo una menor ingesta de aminoácidos al mantener una alimentación controlada, seguido por el tipo de dieta con baja densidad, normal y finalmente la alimentación ad libitum siendo menor el consumo de aminoácidos de la dieta controlada. De igual forma al realizar el cálculo de estos aminoácidos con las fórmulas propuestas por Coon (4), Lesson (7) y Rostagno et al. (12) se encontró que cada autor tiene sus propias recomendaciones de aminoácidos, quedando los consumos de lisina y aminoácidos azufrados de esta prueba (789 y 645 mg/ave) superiores a lo que menciona Lesson (693 y 582 mg/ave)(7), Coon (737 y 619 mg/ave)(4), e inferiores a lo que menciona Rostagno et al. (804 y 676 mg/ave)(12).


Los consumos de lisina mg/ave en general obtenidos en la prueba, en comparación con el manual de la estirpe (845mg/ave) (2) son inferiores en cualquiera de los casos. En cuanto a los aminoácidos azufrados la dieta de densidad baja y alimentación controlada es la más cercana a los requisitos del manual (2) (639 mg/ave).


En cuanto a la disminución de huevo sin cascarón en las dietas controladas, no se encontró explicación aparente, a este evento.


De los resultados obtenidos bajo las condiciones experimentales empleadas, se puede concluir que:
 

  1. El empleo de una dieta de baja densidad proteica no afectó los parámetros productivos: ni el porcentaje de huevo sucio y en fárfara, así como la calidad interna del huevo, ni la ganancia de peso de las aves.
     
  1. El tipo de alimentación ad libitum o controlada no afectó la producción de huevo, el porcentaje de huevo roto, sucio y en fárfara, así como el grosor de cascarón y el color de la yema.
     
  1. La alimentación controlada disminuyó el peso de huevo, el consumo de alimento, la masa de huevo y la conversión alimentaria.
     
  1. El ahorro kilogramo de huevo producido por concepto de alimentación, fue. de $0.58.


Referencias
 

  1. INEGI. Instituto Nacional de Estadística y Geografía. Marco Geoestadístico Nacional. México, Aguascalientes. 2010.  

  2. ISA A Hendrix Genetics Company. Bovans White Commercial Management Guide. ISA A Hendrix Genetics Company; 2015.

  3. NRC. National Research Council. Nutrient requirements of poultry. 9th Rev. Ed. NAS-NRC. Washington D.C. 1994.

  4. Coon C, Zhang B. Ideal amino acid profile and metabolizable energy requirements for layers. 59a Conferencias de nutrición y Si IPC Simposio técnico. Bloomington, Minnesota. 1998.  

  5. Fuente MB, Mendoza MG, Arce MJ, López J, Ávila GE. Respuesta productiva de gallinas a dietas con diferentes niveles de proteína. Arch de med vet 2011, 44 (1): 67-74.

  6. Hocking PM, Maxwell MH, Mitchell MA. Relationships between the degree of food restriction and welfare indices in broiler breeder females. Br Poult Sci 1996; 37(2):263-278

  7. Lesson S, Summers J. Nutrition of the chicken. 4th ed. Guelph, Ontario, Canada: University Books. 2001.

  8. Méndez RI, Eslava GG, Romero MP. Conceptos básicos de muestreo. México: UNAM-IIMAS; 2004.

  9. Pérez BA, Jabbour C, Frikha M, Mirzaie S, Garcia J, Mateos GG. Effect of crude protein and fat content of diet on productive performance and egg quality traits of brown egg-laying hens with different initial body weight. Poult Sci 2012b; 91(6): 1400-1405

  10. Rama RS, Ravindran V, Srilatha T, Panda AK, Raju M. Effect of dietary concentrations of energy, crude protein, lysine, and methionine on the performance of White Leghorn layers in the tropics. J App Poult Res 2011; 20(4):528-541.

  11. Rosales ME. Actualización de la nutrición de la ponedora moderna. 8a Reunión Internacional Aviespecialistas de México. San Juan del Rio, Querétaro, México: 2015a.

  12. Rostagno SH, Albino TFL, Donzelr LJ, Gomes CP, Oliveira FR, Lopes CD, Ferreira SA, Barreto TSL, Euclides FR. Tablas Brasileñas para aves y cerdos. Composición de alimentos y requerimientos nutricionales. 3a ed. Universidad Federal de Vicosa : Departamento de Zootecnia. 2011.

  13. Wu G, Bryant MM, Voitle RA, Roland DA. Effect of Dietary Energy on Performance and Egg Composition of Bovans White and Dekalb White Hens During Phase I. Poultry science 2005; 84(10):1610-1615. 

 

COMENTAR ESTE ARTÍCULO

S

Para comentar sobre este artículo es necesario ser un usuario registrado.

Si aún no tienes tu cuenta, puedes crearla fácilmente y disfrutar de contenido exclusivo.

Derechos reservados © 2000 - 2018, Pecuarios.com, Aviso de privacidad